Informe sobre el país: United Kingdom

Reino Unido

Original publicado en Inglés en “The Right to Conscientious Objection in Europe”, Quaker Council for European Affairs, 2005.

Reclutamiento

El reclutamiento obligatorio fue abolido en 1960 y los últimos reclutas fueron liberados del servicio en 1963.

Objeción de conciencia

Hay un procedimiento para los soldados profesionales que quieran ser liberados del servicio de armas por motivos de objeción de conciencia. El trámite se establece en la Instrucción No. 6 (D/DM(A) 7/5/3(M1(A)) “Licencia o baja por motivos de conciencia”.[1] La norma se aplica a todos los miembros activos del ejército de tierra, incluídos los de tiempo parcial y en la reserva.

El Ministerio de Defensa considera la Instrucción como documento confidencial y está prohibido hacerla pública fuera del ejército de tierra. Se cree que hay instrucciones similares en la marina y el ejército del aire, pero se desconoce su contenido.[2]

Según dicha Instrucción, los motivos religiosos, morales o políticos de objeción de conciencia pueden calificarse como razones para la objeción de conciencia y pueden conducir a la baja honrosa de las fuerzas armadas. Esto incluye motivos de conciencia contra determinadas campañas, como la intervención de las fuerzas armadas británicas en Iraq.

Procedimiento

Los miembros activos de las fuerzas armadas deben dirigir una solicitud por escrito a su comandante. Pueden solicitar la baja de las fuerzas armadas por objeción de conciencia o solicitar otro destino si desean continuar en las fuerzas armadas pero rechazan participar en determinadas campañas.

El comandante realiza una entrevista al solicitante. Al solicitante se le puede pedir que proporcione pruebas, que podría ser una declaración sobre la sinceridad del solicitante hecha por un religioso o alguien que conozca bien al solicitante. El comandante habitualmente consulta al capellán castrense sobre la sinceridad de la solicitud, independientemente de si la solicitud se basa en motivos religiosos o no. El comandante envia entonces un informe al comandante de división. El informe incluye la recomendación sobre si la solicitud debe o no ser aceptada.

Si la solicitud se rechaza, los solicitantes tienen derecho a continuar su caso ante el Committee on Conscientious Objection (ACCO)(Comité Asesor sobre Objeción de Conciencia).[3] Se trata de un comité independiente de civiles designado por el Lord Chancellor y presidido por un jurista. El Comité actualmente se compone de un Presidente y Vice-Presidente de cualificación regulada y un número de miembros a los que no se requiere titulación especial.

El ACCO cita al solicitante a una vista, durante la cual el Comité hace una valoración de la sinceridad del solicitante. En la comparecencia ante el ACCO deben estar presentes el Presidente o Vice-Presidente y dos miembros más. El comandante también está representado en la vista. Las comparecencias son públicas y a los solicitantes se les permite estar acompañados por familiares y amigos o un abogado.

Tras la vista, el ACCO toma una decisión consultiva, que necesita ser confirmada por el Ministerio de Defensa.

Los reservistas también pueden seguir el trámite de objeción de conciencia. Durante la guerra en Iraq en 2003 y 2004, muchos reservistas fueron llamados a filas. Los reservistas reciben una notificación que les ordena presentarse en una base militar en una fecha determinada. Al recibir dicha notificación, los reservistas legalmente se convierten en miembros activos de las fuerzas armadas.

Los reservistas deben declarar su objeción de conciencia al contestar a la orden de incorporación. Las solicitudes por escrito deben dirigirse a la unidad militar que emite la orden. En su solicitud, los reservistas deben especificar si desean permanecer en la reserva y si desean ser llamados en caso de emergencia nacional. Las solicitudes son valoradas por una comisión militar. Como la comisión no toma una decisión en el mismo día, los solicitantes normalmente obtienen un aplazamiento tras el cual se resuelve sobre la solicitud.

Si la solicitud es rechazada, los reservistas también tienen derecho a llevar su caso ante el ACCO. El trámite en el ACCO es el mismo que para los miembros en activo de las fuerzas armadas. Mientras el ACCO toma una decisión, a los solicitantes se les debe conceder un aplazamiento.

En la práctica

Es difícil determinar cuántos miembros de las fuerzas armadas solicitan su baja de las fuerzas armadas por razones de objeción de conciencia, ya que el Ministerio de Defensa no proporciona estadísticas detalladas. La baja por motivos de objeción de conciencia se clasifica por parte del Ministerio de Defensa como una forma de Compassionate Discharge o baja compasiva. En consecuencia, las cifras totales sobre bajas por objeción de conciencia están mezcladas con las médicas, personales, familiares o por compromisos laborales (para los reservistas).

sin embargo, durante la guerra de Iraq en 2003 y 2004 se tiene constancia de decenas de solicitudes por objeción de conciencia. Se cree que el Ministerio de Defensa es reacio a conceder a los soldados profesionales la baja honrosa por objeción de conciencia. Hay casos de soldados dados de baja por ser “oficiales inadecuados”, por “no requerirse más su servicio” o ser médica o temporalmente no válido para el servicio, cuando realmente pidieron la baja por objeción de conciencia.[4]

Tampoco se conoce qué porcentaje de solicitudes de OC son concedidas. El Ministerio de Defensa no publica estadísticas detalladas. Además, la primera decisión sobre las solicitudes la toman mandos individuales y resulta difícil obtener una visión general de estas decisiones. Los miembros activos de las fuerzas armadas que hagan una solicitud de OC pueden ser castigados por su comandante por rechazar una orden reglamentaria hasta a 60 días de arresto. Como dichos castigos se imponen en procesos no públicos, sin representación legal, es imposible determinar cuántos de éstos procesos se realizan. Sólo cuando éstos alcanzan la fase de juicio militar pueden ser conocidos públicamente.

El trámite de solicitud para la objeción de conciencia todavía no es ampliamente conocido. El ministerio de Defensa considera la Instrucción 6 como un documento confidencial restringido y las autoridades militares no proporcionan información precisa sobre el trámite de solicitud. De hecho, el Alto Tribunal de Justicia afirmó en un juicio en 2004 que “los documentos de convocatoria(...) no mencionan la objeción de conciencia expresamente. En ese aspecto, parece que la información proporcionada al reservista convocado podrían mejorarse”.[5]

Además, los miembros de las fuerzas armadas británicas tienen limitado el derecho de libertad de expresión. Es un delito punible hablar públicamente sobre temas controvertidos “directa, indirecta o anónimamente”. Esto significa que los objetores de conciencia no se muestran inclinados a hablar abiertamente sobre sus casos en los medios.

Por tanto, muchos miembros de las fuerzas armadas no conocen la existencia de la Instrucción, la posibilidad legal de solicitar baja por motivos de objeción de conciencia o llevar su caso al ACCO en caso de que su solicitud sea rechazada por su comandante. De hecho, entre 1970 y 2003 el ACCO sólo ha tramitado 36 casos. En 11 de ellos, a los solicitantes se les concedió la baja honrosa como objetores de conciencia.[6]

A causa de la carencia de información sobre el trámite de solicitud de objeción de conciencia, muchos OC pueden buscar otras formas de eludir el servicio. Los miembros activos de las fuerzas armadas que se ausentan sin permiso para eludir un destino pueden ser procesados por deserción. En tales casos, no se puede llevar el caso al ACCO. El ACCO no trata los casos de solicitantes “ausentes sin permiso o desertores, objeto de acción disciplinaria pendiente, sometidos a sentencia de prisión o detención”.[7]

Los reservistas que no responden a la orden de presentarse en una base militar pueden llegar a ser procesados por deserción. Se estima que en muchos casos de reservistas que no cumplen la orden de incorporación el Ministerio de Defensa se abstiene de procesarlos porque quiere evitar la publicidad que puede suponer someterlos a un juicio militar. El último caso conocido tuvo lugar en octubre de 2004 cuando un reservista fue condenado en nueve días de salario y siete de honores.[8]

Notas

[1] Instrucción No. 6: Retirement or discharge on the grounds of conscience, www.wri-irg.org/pdf/co_uk_army.pdf
[2] AT EASE: Información para miembros de las fuerzas armadas británicas, 2004, www.atease.org.uk
[3] AnexoA de la Instrucción No 6: Comparecencia ante el Advisory Committee on Conscientious Objectors (ACCO), www.wri-irg.org/pdf/co_uk_army.pdf
[4] Información proporcionada por AT EASE, Octubre de 2004.
[5]'Muslim who refused to fight in Iraq loses appeal' (Musulmán que se negó a luchar en Iraq pierde la apelación), www.guardian.co.uk, 8 de octubre de 2004. www.courtservice.gov.uk/judgmentsfiles/j2822/khan-v raf.htm.
[6] Judy Kerr: Breaking ranks, in: The Big Issue, 26 May- 2 June 2003.
[7] AnexoA de la Instrucción No 6.
[8] Variant número 18, www.variant.org.uk 'Muslim who refused to fight in Iraq loses appeal', (Musulmán que se negó a luchar en Iraq pierde la apelación) www.guardian.co.uk, 8 October 2004.

CO-alerts

Co related articles

28 Ene 2016
Español

La objetora de conciencia israelí Taya Govreen-Segal, actualmente en periodo de prácticas en la oficina de la IRG de Londres, hablará en diversos actos a lo largo de las próximas semanas en Gran Bretaña.

Calendario de actos: 30 de enero - Día de Palestina en Portsmouth, 1 de febrero - Glasgow; 2 de febrero - Edimburgo; 5 de febrero - Godalming; 13 de febrero -  Conferencia Gran Bretaña y palestina, Sailsbury (charla sobre el comercio de armas israelí).

Más información aquí.

25 Feb 2014
Español

Ayer, 1.° de marzo, tres mujeres pintaron los vidrios de la oficina de reclutamiento del Ejército en Glasgow en protesta contra la propaganda deshonesta que se usa para convencer a los jóvenes de unirse a él.

A las 8 de la mañana, Barbara Dowling y Leonna O’Neill pintaron en letras grandes y coloridas “NO SE UNAN. NO CREAN LOS FALSOS ANUNCIOS”, ¿ARMAS, BOMBAS, TANQUES? NO, GRACIAS” y “NO A LA GUERRA” en los vidrios de la oficina de Queen Street. Mary Millington repartió folletos donde se c

ontaba la historia de un joven que se unió al ejército para enorgullecer a su mamá y que terminó seriamente herido en Afganistán.

21 Mayo 2013
English

Conscientious Objector Joe Glenton and author of Soldier Box, speaking on why he refused to serve in Afghanistan: http://joeglenton.com/

As part of the panel as part of the COnscription exhibition on International Conscientious Objectors Day: http://www.filmpro.net/conscription-panel-discussion

With thanks to Paul at Fourman Films for this: http://www.youtube.com/user/fourmanfilms

06 Jul 2011
English

British conscientious objector Michael Lyons was court-martialed on 4 and 5 July, on charges of "disobeying a lawful order". Michael Lyons joined the Royal Navy as a medic in 2005, and applied for discharge as a conscientious objector in summer 2010. Although his Commanding Officer supported his CO application, it was rejected higher up in September 2010. Almost immediately, Michael Lyons appealed to the Advisory Committee on Conscientious Objection (ACCO), which heard his appeal in December 2010, and recommended to Minister of Defence Liam Fox to reject Michael Lyons' appeal.

07 Jun 2011
Español

Por Mitzi Bales, activista pacifista de la Internacional de Resistentes a la Guerra (WRI-IRG)

Co related forum posts