Image linked to donate page Image linked to Countering the Militarisation of Youth website (external link) Image linked to webshop

Inicio de sesión

Interface language

Diaspora link
Facebook link link
Twitter link
 

Colombia: Especuladores de la Guerra

Contribuyendo a Precisar "Quiénes" Son

El fondo de la palabra especuladores, es la pregunta por quiénes son los traficantes de la guerra y cuáles las motivaciones y las finalidades que los impulsan.

En esta medida los especuladores no son solamente los que se benefician de la industria armamentista, sino todo aquél que de alguna manera maquina la guerra, elabora una estrategia pensada para sacar provecho y ganancia. Entre ellos:

Las grandes corporaciones privadas.

Entendemos como corporaciones a las transnacionales y multinacionales que necesitan del dominio y control de nuestros recursos naturales y de nuestro territorio, para asegurar su proyecto hegemónico en el mundo y para que no se fortalezcan relaciones económicas y políticas solidarias que permitan el desarrollo de los países latinoamericanos.

También son especuladores porque su estrategia se basa en la agudización del conflicto y la consolidación de los actores militares y paramilitares en pro de imponer los megaproyectos a través de los cuales ellos se adueñan de nuestro país.

Las siguientes son algunas de las corporaciones que intervienen como especuladores en nuestro país:

CorporaciónMegaproyecto
Coca-ColaReservahídrica del macizo colombiano (La Represa, Hidroelétrica)
NestleGanadería y Leche en el Valle del Cauca, Caquetá y Putumayo
Amoco, Texaco, EssoGasoducto que atraviesa Colombia, Venezuela y Panamá
La DrummondExplotación Carbonera y de gas metano en La Loma, Magdalena
La MonsantoRecursos Hídricos en el la Vega, Cauca (triple frontera)

Con la globalización ellos compran las empresas públicas, se apropian del petróleo, agua, oxígeno, niquel, leusita, plutonio y mercurio. Estos últimos cuatro sonpropios para la producción de la industria armamentista.

Las consecuencias de los megaproyectos son la expropiación de las tierras a las comunidades que viven en los sitios de ejecución de los mismos, la mano de obra barata, maquinizada y la agudización del conflicto porque con ellos se profundizan las causas estructurales de la pobreza y la desigualdad.

Las entidades financieras

Las entidades financieras respaldan la guerra de dos formas: una, mediante el préstamo de dinero que se invierte en la guerra; la segunda, a través de la abrumante acumulación de riqueza en sus manos, que profundiza las causas estructurales de la guerra en Colombia: la pobreza nacional es de 21.9 millones de personas, o sea; 49.2% de la población, ubicándose en la línea de pobreza extrema el 6.6% y de indigencia en 14.7%.

Se puede mencionar al Banco Santander y la BBVA (actual dueña de bancafe), que hoy lidera el crédito hipotecario y es la tercera entidad financiera en el país, a nivel de cobertura. Estas empresas a nivel internacional son socias de industrias militares en Europa, además de prestar recursos para la inversión militar.

Los Estados:

Las potencias: a través de la intervención –económica, política, militar- en otros países buscan obtener el control de riquezas y territorios de estas regiones. Este seria el caso de EE.UU que invierte mas de US $ 350 millones anuales en la guerra irregular colombiana; además, organismos multilaterales como el B.M, el F.M.I, el B.I.D, y la O.M.C, destinan prestamos a los estados aumentando el endeudamiento interno y externo, e imponiendo como requisito y forma de control a las deudas reformas a sus economías en el marco del modelo económico neoliberal.

Y los tercermundistas, a través de políticas de seguridad, defensa y desmovilización que profundizan el conflicto, introduciendo el orden público en detrimento de los derechos fundamentales. Aún más, después en la década de 1990, con la apertura económica a través de políticas neoliberales como el consenso de whashington que minimizan el estado de derecho y de bienestar por un Estado de mercado -inactivo- que cede su papel a Corporaciones, transnacionales y en general al gran corporativismo mundial de la privatización de la protección y la vida.

También con la creación y permanencia de estructuras paramilitares, bien sea como política de Estado –el caso colombiano- o en confabulación con los intereses privados mundiales.

Algunas formas de la especulación en Colombia:

  • Proyecto presidencial: que tiene como bandera el estado comunitario, según el cual los derechos son servicios. la mafia que permea las estructuras militares a través del narcotráfico y sus nexos con los grupos paramilitares. En tanto la proliferación de actores armados, reduce las posibilidades de empleo en Colombia a labores que tienen que ver con la militarización y la guerra.
  • El gobierno colombiano y el gobierno de EE.UU a través del plan Colombia y plan patriota luchan contra el narcotráfico y en segundo lugar por la eliminación de las guerrillas?. Sin embargo esta guerra es dirigida a la parte más débil de la cadena, los sembradores de coca, los productores de pasta y la población civil victima de la aspersión con glifosfato, y no sobre los traficantes reales, terratenientes, políticos y personajes públicos que manejan el mercado y la circulación de la droga. Política de defensa, que prima por encima de los derechos fundamentales, aumentando el presupuesto en gasto militar en detrimento de la inversión en salud, educación y DD.HH.
  • El Ministerio de defensa: que además de contar con el presupuesto de la nación tiene un pool empresarial integrada por 21 empresas, en las que se destacan indumil (industria militar), hotel tequendama y la Universidad militar. Funciona como un fondo rotatorio cuyas ganancias se invierten en seguridad democrática… ¿dónde irá el excedente que se obtiene?
  • El Ministerio del interior y el proceso de reinsersión a la vida civil de los 43.000 desmovilizados que hay actualmente. La estrategia de “paz” pretende captar recursos, mientras en los dos primeros años del nuevo mandato de Uribe se consolida las FF.MM. y el discurso de la guerra.
  • Las empresas de vigilancia privada que contratan a paramilitares desmovilizados en oficios de vigilancia, igualándolos a su trabajo en la confrontación armada.

Y para asegurar la finalidad de esos proyectos, se dan diferentes estrategias diseñadas en los EEUU con la completa complacencia del gobierno colombiano:

  • Plan Colombia: es una estrategia militar, que se reafirma en el documento octubre “ley de la estampilla”, y se fortalece con el I.R.A (iniciativa regional andina), la cual busca que los estados se revaliden a través de las estructuras armadas, manteniendo el circulo vicioso de la economía de guerra.
  • Plan patriota y la iniciativa regional andina que busca frenar la consolidación de la triple vía (Ecuador, Colombia y Venezuela), además de reafirmar el Amazonas como corredor de patentes biológicas.
  • Plan Houston, Puebla – Panamá, Bogotá… que reza sobre sembrado de eucalipto para la explotación y la integración de Colombia a la economía mundial a través del canal interoceánico en el Chocó, la terminación de la vía panamericana en el Darién, y el gasoducto que atraviesa a Panamá, Colombia y Venezuela

Los medios de comunicación:

Porque juegan un papel como mercaderes de la información, la guerra y el conflicto en Colombia, convirtiendo los hechos reales en mercancía para el negocio de las agencias de comunicación; además de su parcialidad en la información que legitima el estatus quo, consolida a las FF.MM; dando a entender a través de la guerra mediática a la opinión general que cualquier oposición es terrorismo o rebelión, vendiendo de manera positiva el proyecto de seguridad democrática del gobierno, el proceso de desmovilización paramilitar, la promoción de la vigilancia privada y la intervención extranjera para la apropiación de los recursos.

Concretamente en Colombia, los massmedia que especulan con la guerra son: RCN por que su información es parcializada y favorece los intereses políticos de partidos y personajes que impulsan la guerra; concretamente en la campaña presidencial no impulsó el debate público entre candidatos y partidos, sino que se dedicó a hacer proselitismo político del candidato que representa el interés de los gremios económicos. No es gratuito que los dueños de este medio sean el grupo Ardila Lule cuyos intereses son perfectamente compatibles con los del proyecto uribista.

En general, una serie de programas de aval a las fuerzas militares, entre ellos, la radio policía Nacional, la emisora del ejército, el programa de TV contacto en el canal institucional, Impacto en el canal UNO y hombres de honor (serie documental que busca trasbordar a la gente a un imaginario positivo de las FFMM, llevando a la sociedad a pensar que la militarización del país es la vía para resolver el conflicto). Estas estrategias de comunicación captan recursos del estado, además de ser entes descentralizados que tienen gestión propia para la consecución de capital que permita ampliar el accionar de su militarización social.

Por ultimo, lo publicitado de la seguridad y las FF.MM:vallas , pendones, carteles…generando en las personas el sentirse “seguros”; el cierre de las calles periféricas a los batallones, cuarteles y comandos y los carros de los policías y militares ocupando el espacio público de la ciudad, generando una sociedad de control desde lo militar sobre la cotidianidad de los centros urbanos

Y tendría que llegarse a la ineludible conclusión de que especular la guerra es mejor negocio que ser actor en ella y que estos señores de la especulación son más maquiavélicos que los propios marciales. Manejan los delgados y finos hilos del poder y la muerte, pero no se untan, no ejecutan.

FOKA Acción Kolectiva Por la Objeción Fiscal