Mujeres Resistiendo la Guerra. Premio por la Paz de la Liga de Resistentes a la Guerra.

Desde 1958, la sección estadounidense de la IRG, la Liga de Resistentes a la Guerra, honra a una persona u organización en la cual su trabajo este presente la plataforma de acción radical de la WRL (por sus siglas en inglés). Dentro de los galardonados con este premio están el agitador por la paz A.J. Muste, el activista por los derecho civiles Bayard Rustin, la teórica feminísta y pacifista Barbara Deming, el fundador del movimiento Plowshares Daniel Berrigan, los Resistentes a la Guerra del Golfo y much@s más.

El Premio por la Paz de este año 2006, fue para Mujeres Resistiendo la Guerra en los Estados Unidos.

Anita Cole

A finales de noviembre del 2001, Anita Cole, recibió su liberación del servicio al ejército estadounidense como una objetora de conciencia (OC) a la guerra.

Antes de entrar a las fuerzas armadas, me sentía como muchas personas se sienten, hablando de manera general, sentía que asesinar era malo, pero a momentos consideraba que matar era inevitable e incluso justificable, como, por ejemplo, en una guerra..

Yo soy una persona de convicciones intensas. Mis padres me criaron creyendo que sirvir a la sociedad -entregando tiempo y donando recursoses un imperativo moral. Desde que era una niña, siempre he sido agradecida de ser una ciudadana estadounidense; Senti que todas las personas deben de servir a su país y las Fuerzas Armadas apelaban a mí con un esfuerzo mezclado con sentido.

Después de graduarme del bachiller decidí unirme al Ejército. Mi motivo para unirme al Ejército no fue recibir un crédito para el bachiller o cualquier otro incentivo monetario, al momento de mi enlistamiento me sentí llena de orgullo y profundamente plena con mi compromiso de servir a mi país.

Durante el entrenamiento básico, el entramiento con bayoneta se conjugaba con el mantra "¿Qué hace el pasto crecer?!! Sangre, sangre, sangre hace el pasto crecer!!," esto me choqueo. Pero incluso en ese momento, pensé que si eramos llamadas para la guerra, también deberia enarbolar el espíritu guerrero.

En agosto del 2000, fui enviada al recinto para calificar para mi arma asignada: "la M-16A2". Estaba profundamente atormentada y traumatizada mientras disparaba con una arma mortal a siluetas humanas, un sargento percibiendo mi, obvio, acongojamiento trato de darme una motivación diciendo: "Vamos, tu eres una asesina". En el momento estaba tan aturdida que no fui capaz de razonar.

Me dije a mi misma que sólo estaba "haciendo agujeros en papeles". A pesar de este acto de voluntad (.......) de todas formas las palabras del NCO en el recinto ("Vamos, tu eres una asesina") me han perseguido continuamente. Esta "arenga", cimento en mi consciencia la objeción a mis obligaciones como soldado.

Mi conciencia, la meditación, la lectura y la instrospección me han llevado a respetar la verdadera naturaleza de mi ser; No sere capaz de vivir en ningun tipo de paz si es que mato, dejo a otros matar o apoyo en mis pensamientos o en mi manera de vivir cuaquier acto de matar .... En otras palabras, soy una objetora de conciencia en el sentido literal.

Kelly Dougherty

Kelly Dougherty, 27años, de Colorado Spring, sirvió con la Guardia Nacional en Kuwait en febrero del 2003 y después sirvió en Irak desde abril del 2003 a febrero del 2004. Ella estaba situada en el sur de Irak, cercana a la ciudad de Nazaria.

Incluso antes de enterarme que iba a ir a Irak, estaba completamente en desacuerdo con la idea de ir a la guerra con Irak, no podia creer las razones que estaban dando para ir -las armas de destrucción masiva, la liga del terrorismo y todo eso-, cuando llegue por primera vez a Irak, una de las cosas que me impresionó fue la probreza del lugar, cuan pobre era la población, que tan poco tenian y como había sido destruidos por esta guerra y las anteriores.

Cuando me fui, las cosas no habían cambiado mucho para ellos - la cosas realmente estaba peor-, mucha gente todavía no tenian nada de agua(...) no estabamos para nada ayudándoles y, para agregar , la continua degradación del área (no solo por los insurgente).

Pero por la desinformación reinante entre las tropas, tú no escuchas todos los días como los iraquíes están sufriendo en las manos de las fuerzas armadas estadounidenses y como mucha gente son arrestadas o detenidas y como otros caen bajo disparos furtivos o asesinadas o lo que sea -gente que son, por lo demas, completamente inocentes o que están tratando de continuar con su vida-. Entonces pienso en todo lo que reforzó mi visión de que la guerra es un error y ,de primera mano, como la violencia solo crea más violencia. Realmente no estamos consiguiendo nada positivo allí.

Ví ,en varias ocaciones, abusos de poder del Ejército -usando excesiva e incontrolada fuerza en contra los iraquíes- porque podían hacerlo y salirse con la suya.

Después de un tiempo, nos llego material para control "anti-motines" que era considerado y llamado "menos que letal"; Armas con balas de goma, rifles que disparan centenas de frijoles de goma a la vez y granadas de gases. Vi varios abusos con este material, como disparos indiscriminados con balas de goma, ya que sabes que probablemente no vas a matar a nadie, por lo que para algunos era divertido hacer disparos desde los vehiculos con estas balas de goma...Y estas cosas no son un chiste! Podrías matar a alguien, como a un niño o niña pequeña....O si te golpea en la cara.... Es algo con lo que no juegas.

Estractos tomados de http://www.alternet.org/story/24076/

Diedra Cobb

Es una mujer afro-americana veterana del Ejército, quién postuló para el estatus de OC: " Me uní al Ejército pensando que yo estaba, posiblemente, defendiendo alguno de los ideales más fuertes de la nación más grandiosa y poderoza de esta tierra; Fidelidad, compromiso, respeto, honor, no al individualismo, integridad y valentia personal, estos son los siete valores del Ejército estadounidense, valores que yo queria decir que promovia y poseía... Al final tendrá que haber algo bueno, un "bien", que salga de la carnicería, pero aquí fue donde cometí mi equivocación, porque la guerra no tiene final, todavía estamos en Alemania, estamos todavía en Corea, todavía estamos en Bosnia, maldita sea, todavía estamos en América!! La lista sigue y sigue y lo único que está determinado claramente es quién se quedará y quién se irá, quién vivirá y quién morirá, quién dominará y quién servirá."


Katherine Jashinski

Soy una SPC en el Ejército de la Guardia Nacional de Texas. Nací en Milwaukee y tengo 22 años. A la edad de 19 me enlisté en la Guardia como cocinera porque queria experimentar la vida militar. Cuando me enlisté yo creía que matar era inmoral, pero también que las guerras eran una parte inevitable de la vida, por lo tanto, una excepción a la norma.

Después de enlistarme comencé la lenta transformación hacia la adultez. Como muchas adolecentes que dejan su hogar por primera vez, pase por un periodo de crecimiento y de búsqueda interior, del alma. Conocí a mucha gente nueva e ideas que expandieron mis limitadas experiencias.

Después de leer ensayos por Bertrand Russel, viajar al Pacífico Sur y hablando con personas de todo el mundo, mis creencias sobre la humanidad y su relación con la guerra cambiaron. Comencé a ver una imagen más grande del mundo y comencé a re-evaluar todo lo que había aprendido sobre guerras mientras era una niña. Desarrolle la idea de que tomar vidas humanas estaba mal y que las guerras no eran una excepción. Así fui capaz de clarificar quién soy y cuales son mis principios.

La que yo más respeto en este mundo es la vida y yo nunca tomare la vida de otra persona.

Asi como otros tienen fe en dios, yo tengo fe en la humanidad.

Tengo una profunda convicción de que las personas tienen que solucionar todos los conflictos por medio de la diplomacia pacífica, sin el uso de la violencia. La violencia solo provoca más violencia.

Porque creo fuertemente en la noviolencia, no puedo realizar ningún rol en las fuerzas armadas.

Toda persona que realiza alguna labor, sea la que sea, en el Ejército contribuye de alguna manera a la planificación, preparación o implementación de la guerra.

Por 18 meses, mientras mi estatus de CO estaba en espera, he respetado mi compromiso con el Ejército y he hecho todo lo que me han pedido.

Ahora he llegado al punto donde estoy forzada a elegir entre mi obligación legal al Ejército y mi profundos valores morales. Quiero dejar en claro que no compremetere mis creencias por ningún motivo.

Yo tengo una obligación moral no solo conmigo, con el mundo entero y esto es más importante que cualquier contrato legal.

Yo utilizare todos mi derechos legales para no tomar un arma y no participar en esfuerzos de guerra. Estoy determinada a ser des-enlistada como una OC y, durante el proceso de apelación, continuaré siguiendo ordenes que no choquen con mi conciencia hasta que mi estatus sea resuelto. Estoy preparada para aceptar las consecuencias por adherir y respetar a mis creencias.

Tina Garnanez

"Yo era una Nativa perdida". Tina Garnanez reflecciona sobre su tiempo en el Ejército.

Tina creció en una reserva Navajo y trabajó en la educación pública en Farmingtono, Nueva Mexico. Siendo la única hija de cinco niños criados por una madre soltera, Tina se enlistó cuando tenia 17 años, para obtener dinero para el bachillerato.

"Yo quería asistir al bachiller y sabia que, entre la situación de mi familia y siendo parte de la reserva de Americanos y Americanas Nativas, tenia pocas opciones para alcanzar una educacion de bachiller."

Tina, fue enviada a Kosovo en marzo del 2003, en ese mes los aviones estadounidenses comenzaron a bombardear Bagdad y, en julio del 2004, Tina fue enviada a Irak.

Tina, ya había cumplido el tiempo requerido, pero el Ejército estadounidense puede extender el enlistamiento de un soldado por medio de una política llamada "stop-loss."

Como medico en Irak, Tina, transfería pacientes desde la ambulancia hasta el hospital donde ella evidenció el alto costo de la guerra: "yo vi cuerpos desfigurados, soldados que perdian la cordura..."

Ella también viajó con convoys entregando suministros medicos a las bases, en uno de estos convoys, Tina, por muy poco escapó de una explosión; Una bomba explotó y polvo de roca voló por todos lados.

"Estaba tan enojada... no enojada con los iraquíes, pero enojada por el motivo por la cual estaba allí. Para qué?, me pregunté, mi madre habría recibido una bandera doblada en forma de triángulo en cambio de su única hija."

Ella supo en el momento que no podia seguir sirviendo en esta guerra: "He terminado...no estoy peleando por ninguna agencia de petroleo de otros."

Tina, esta en su casa en Silver City, Nuevo Mexico, honorablemente des-enlistada; "Yo en verdad quisiera nunca haber estado en el Ejército... ahora tengo un desorden de Stress Post Traumático. Yo ahora me sobresalto con todo."

Tina, dice que ella le habla a muchos estudiantes de secundaria, porque los reclutadores se enfocan en estudiantes pobres y de minorías.

Esta juventud está buscando un camino de salida, fuera de los ghettos, fuera de la probreza, fuera de los lugares donde hay poca esperanza de mejores espectativas: "Las fuerzas armadas no son la única opción, pero normalmente son los reclutadores de las fuerzas armadas los únicos que van a estas escuelas."

Tina, a luchado por entender como ella, como una Americana Nativa, pudo ser parte de la misma maquinaría que casi exterminó a su pueblo.

"Rompiendo acuerdos... Forzandonos en reservaciones...Yo era una Nativa perdida."

Pero Tina, a encontrado su camino como parte de un movimiento creciente de soldados que hablan en contra de la guerra en Irak.

Tina Garnanez, entrevistadas por Christine Ahn, Women of Colour Resources Center. War Times; Tiempo de Guerras.