Movimientos sociales en Chile

Colectivo Rescatando Palabra y Memoria

Patricio Véjar, por el grupo

La memoria: Identidad y proyecto que se convierten en lucha social.

Nuevamente los rostros se acercan, muestran la desconfianza de tanto tiempo, las marcas del dolor colectivo pueden ser reconocidas por quien quiera observar más allá de la superficie. El silencio es la actitud primordial, sólo roto por múltiples reencuentros que se dan para cada ocasión que la memoria es convocada. La recuperación de la memoria es concebida como un acto trasgresor, a pesar del tiempo transcurrido, por la mayoría de los que participan y ello coloca un manto de una memoria aún más difícil de trabajar: la memoria del miedo y del terror. Convocadas, esta vez, a la exhibición del documental "11 de septiembre: el último combate de Salvador Allende" en el Teatro Providencia, en Santiago de Chile, los santiaguinos y santiaguinas, convocados y convocadas por el Colectivo Rescatando Palabra y Memoria, acuden en gran número a hacer de esta experiencia, también trasgresora por el lugar geográfico elegido, -Providencia es una comuna símbolo de la burguesía- un acto masivo y liberador.

El inicio.

Detenido Augusto Pinochet en Londres se desata en Chile un proceso que rompe una gran cantidad de cadenas que tenían maniatadas las capacidades de trabajo social a muchos y muchas. El aplastante realismo de los administradores de la transición con su política de consensos, el blanqueo de los crímenes de la dictadura por los medios de comunicación y la presencia siempre amenazante de Pinochet es los espacios públicos habían convencido a una gran cantidad de militantes, aún de gran compromiso social, que no era posible modificar la situación de impunidad reinante en Chile. La detención de Pinochet rompió ese ambiente asfixiante y permitió a variados grupos de activistas diversos darle un impulso a sus iniciativas sociales y políticas. En esa época surge la Comisión Funa, coordinadoras anarquistas, gérmenes de las Tomas Culturales, los encuentros de organizaciones, etc.

El Grupo N'aitun, colectivo generador de espacios de encuentro en el Centro Cultural N'aitun -ubicado en el centro de Santiago- impulsa una iniciativa de abrir su trabajo hacia lo audiovisual. Esta iniciativa no se concreta; pero en su impulso se encuentra con otras personas que se movilizan para trabajar en la recuperación de la memoria, eligiendo para ello los documentales históricos. De esta fusión, realizada en un trabajo concreto, sale a la vida el Colectivo Rescatando Palabra y Memoria decidido a subvertir la mentira oficial, el olvido y la indignidad del empate moral e histórico.

El momento.

El documental ha transcurrido sin grandes tropiezos, sólo transcurre. Una sala silenciosa , 800 personas, acompaña una exhibición que se hace rutinaria. El momento crucial, que cambia todo, es el momento del bombardeo al Palacio de La Moneda. El ambiente de la sala se hace electrizante, la emoción se siente en la piel, el silencio se llena de recuerdos y homenajes que son fácilmente percibibles por todos y todas quienes estamos allí. Todas las mentiras, todos los crímenes, las persecusiones, las torturas se plasman en la memoria de un momento histórico. Se percibe la conciencia de la agresión a toda una sociedad, a un proyecto histórico que iba mucho más allá de Chile. La humanidad ha perdido, en ese momento de traición y barbarie, un camino posible de transformación social de gran profundidad. Esa conciencia se hace carne allí, en una sala oscura, repleta de una mayoría de jóvenes que por primera vez se hacen parte de la memoria colectiva.

Pero, para el Colectivo Rescatando Palabra y Memoria el momento crucial fue en un tiempo anterior. Con ocasión de su primer aniversario decide exhibir el documental de Patricio Henríquez: "Imágenes de una dictadura" en el Aula Magna de la Universidad de Santiago de Chile, universidad emblemática como víctima de represión a la educación en Chile. Tal vez más de 1000 jóvenes atiborraron el espacio elegido, los testimonios dignificaron la actividad y dieron un marco altamente emotivo al documental. Para el Colectivo la reflexión es la necesidad profunda de la recuperación de la memoria para reconstitir un proyecto político revolucionario. La memoria es fundamental para tener una identidad y esto no es parte de un pensamiento teórico sino que es producto de años de trabajo con seres humanos, años de trabajo con la emoción reprimida y escondida. Hoy florece la memoria.

El futuro.

Ha terminado el documental y la emoción de cientos está a flor de piel. Se sienten las ganas de salir marchando, gritos de homenaje y recuerdo explotan con amplio respaldo. La alegría de ser parte, allí, de una historia de dignidad y solidaridad une a todos y todas. La salida es tan distinta a la entrada: ruidosa, alegre, con optimismo patente. Se siente que algo ha cambiado, en ese pequeño mundo creado en ese momento se ha recuperado memoria y se ha recreado identidad. La mayoría ya no es igual al que era.

Un colectivo es un pequeño grupo de seres humanos que se ponen una tarea común y para este colectivo la tarea es la recuperación de la memoria. Sabemos que tenemos que generar muchas condiciones para poder hacerlo, sabemos que los espacios vacíos y fríos son de la cultura de la muerte, son de la dictadura militar y de su proyecto neoliberal. Por ello, el instrumento de exhibir un documental es sólo una motivación, un pretexto para estar. Lo verdaderamente importante es el encuentro y la palabra que le de sentido al encuentro, la palabra que dignifique la vida, que llene de significado los valores que compartimos. Y en esto nos sentimos parte de un momento histórico de un gran potencial. Hoy en Chile se están dando los pasos para recuperar el movimiento popular que fue aplastado por la violencia y la traición; pero lo está haciendo desde si mismo, no tiene representantes, ni vanguardias iluminadas, ni intelectuales preclaros: tiene activistas de la cultura, luchadores y luchadoras de la memoria, jóvenes comprometidos y una memoria colectiva llena de experiencia y riqueza.

Actividades de mujeres

Por Mercedes Montoya
Directora Serpaj -Chile
Santiago, septiembre 2001

LO QUE HACEMOS

Estamos desarrollando un proyecto de Resolución No Violenta de Conflictos ante problemas de Violencia Intrafamiliar con mujeres y organizaciones comunitarias en las comunas de: La Pintana, El Bosque, La Granja y La Florida con las siguientes lineas de trabajo.

Programa de difusión y Comunicación en Violencia Intrafamiliar.

Lo que implica un plan de acciones e iniciativas de presencia pública y de sensibilización:

Teatro callejero, video foro.

Actividades de puerta a puerta con el objeto de crear conciencia pública sobre el tema.

Programa de Formación de Monitor@s en Violencia Intrafamiliar.

Desarrollar en el año dos cursos para mujeres Monitoras que quieran trabajar con otras mujeres.

Realizar un Manual de Formación de Monitor@s en Resolución de Conflictos en Violencia Intrafamiliar.

Programa de Gestión Comunitaria y Redes de Apoyo en Violencia Intrafamiliar.

Este programa contempla actividades de estudio y profundización sobre el tema de violencia.

Coordinación con otras organizaciones que participan en la Red de Apoyo.

Seminarios , Talleres, y Jornadas.

A nivel de Redes estamos Realizando: Campañas sobre los Derechos de las Mujeres dada la necesidad e importancia de que las mujeres hagan ejercicio ciudadano .

El objetivo de las campañas es potenciar la participación política y social de las mujeres para que puedan exigir la participación en el diseño e implementación de políticas públicas que llenen el vacío jurídico legal existsente en nuestro país.

Estas actividades las vemos como esencial para avanzar por la senda trazada por el movimiento de mujeres en la última década del siglo 20, cuando denunció la condición de subordinación y discriminación de las mujeres.

Con estas actividades son las propias mujeres las que hacen exigencias de legislaciones y políticas públicas adecuadas a sus demandas, lo que ayuda a promover cambios culturales que son muy necesarios.

Día Internacional de Apoyo a las Víctimas de la Tortura

Comisión Etica contra la Tortura

Hoy, 26 de junio, Día Internacional de Apoyo a las Víctimas de la Tortura, la Comisión Etica Contra la Tortura, conformada por la Agrupación de Ex Presos Políticos de Chile, Amnistía Internacional-Sección Chilena, Servicio Paz y Justicia, SERPAJ, la Corporación de Defensa de los Derechos del Pueblo, CODEPU, el Centro de Salud Mental y Derechos Humanos, CINTRAS, la Fundación de Protección a la Infancia Dañada por Estados de Emergencia, PIDEE, la Fundación de Ayuda Social de las Iglesias Cristianas, FASIC, el Instituto Latinoamericano de Salud Mental y Derechos Humanos, ILAS, la Corporación Parque Por la Paz, Villa Grimaldi, ha sido recibida por Su Excelencia el Presidente de la República, Don Ricardo Lagos Escobar, a quien le hemos hecho entrega de un Informe Preliminar sobre la tortura en nuestro país y, solicitado la creación de una "Comisión Investigadora de Verdad, Justicia y Reparación para los sobrevivientes de tortura en Chile".

Simultáneamente, el documento entregado al Presidente, fue hecho llegar a los organismos internacionales y especialmente al Palacio de las Naciones, en Ginebra, donde el movimiento internacional de defensa y promoción de los derechos humanos renueva su compromiso de lucha contra la tortura en el mundo, haciéndose parte de nuestra demanda.

El contenido del Informe, es fruto del esfuerzo colectivo de instituciones, organizaciones y personas, adherentes a la iniciativa de la Comisión Etica Contra la Tortura, que han comprendido que la democratización de la sociedad, la abolición y sanción a la tortura, la reparación a las víctimas exige la participación de todos los actores sociales y políticos de nuestro país. Este documento expresa dicha diversidad en todas sus propuestas.

Esta construcción colectiva de la memoria histórica de nuestro pueblo releva la magnitud del delito de tortura vivido en nuestra sociedad en su historia reciente y debe a nuestro juicio, tener en sus autoridades un eco proporcional al esfuerzo desplegado, sobre todo atendiendo al compromiso solemne adquirido por los gobiernos democráticos de enfrentar las tareas de Verdad, Justicia y Reparación iniciadas con el Informe Rettig, muchas de las cuales siguen pendientes, especialmente las relacionadas con el delito de tortura.

La sociedad chilena, la comunidad internacional y las 400 mil víctimas de la tortura esperan del Gobierno y sus autoridades una acogida favorable a esta justa demanda que se inscribe en la lucha contra la impunidad. No habrá reconciliación verdadera sin VERDAD, JUSTICIA y REPARACIÓN para todos los atropellos a los Derechos Humanos cometidos durante la dictadura militar de Pinochet.

Llamamos a los sobrevivientes de tortura y a todas las víctimas de violaciones a los Derechos Humanos en Chile a romper el silencio, recobrar la memoria y la dignidad.

Proyecto de Educación contra la Tortura presentado SERPAJ-Chile al Gobierno de Chile

Fernando Aliaga, Secretario Ejecutivo del Servicio Paz y Justicia de Chile nos hizo llegar a la IRG con fecha 17 de agosto, el programa en torno a las actividades que la organización realiza en su calidad de miembro de la Comisión Etica contra la tortura.

Destacamos lo relativo al proyecto de educación presentado al gobierno chileno:

Tomar conciencia de los efectos de la tortura es precisamente descubrir la verdad. La terrible verdad que muchos quieren olvidar, que muchos evaden o esconden. "Buscamos el olvido, dicen muchos, porque no queremos enfrentarnos con el trauma que como país hemos vivido, entonces preferimos la mentira y sin querer somos mentirosos. No porque lo queramos, sino por huir de la verdad".

Como chilenos, habitantes de este país, no hemos tomado las medidas que saneen la raíz de donde brotó todo lo perverso, lo degradante e inhumano de la práctica de la tortura en nuestro país.

La Educación para la Paz y la no violencia, cuya metodología es la resolución de conflictos, nos sugiere que, frente al pro-lbema existente en Chile de las víctimas de la tortura, es necesario conflictuar dicho problema. Conflictuar significa asumir los daños causados y buscar una solución válida. Una Comisión Etica contra la Tortura puede implementar los caminos de la verdad y de la dignidad de un pueblo.

Serpaj-Chile
Cienfuegos 85
Santiago/Chile
fono 00 56 2 6972001